• 13/octubre/2020 •

Día mundial de la salud mental y los efectos de la pandemia

<b>Rodrigo Figueroa</b><br>Coordinador clínico de PsicologiaChile.cl

Rodrigo Figueroa
Coordinador clínico de PsicologiaChile.cl

El 10 de octubre la OMS conmemora la importancia del cuidado sobre nuestra salud psíquica, siendo de suma importancia dado el contexto mundial de la pandemia de COVID-19. Los últimos meses han sido un completo desafío para las diferentes personas que conforman nuestra sociedad: personal del área de la salud, estudiantes, docentes, trabajadores, madres, padres, niñas, niños y adultos mayores, teniendo que cargar en su día a día con un montón de angustia, comprensible y esperable en un momento de incertidumbre como el que atraviesa el mundo entero, o lidiar con el dolor tras el fallecimiento de un ser querido, a veces sin haber podido despedirse. 

En Chile veníamos arrastrando una dinámica de cambios a nivel social, cambios que implicaron adaptarnos a una situación desconocida para la gran mayoría, y otros quienes deseaban no volver a pasar por lo mismo. De esa manera la pandemia no nos afectó como a la mayoría de los países dado que veníamos pasando por un momento de desestructura, donde las rutinas ya no se podían seguir con normalidad, lo que no quiere decir que todas y todos lo vivieron de la misma manera.

En términos concretos, hubo un alza en atenciones psicológicas desde octubre a la fecha de manera significativa, cubriendo solo en el mes de abril un 36% de licencias, unas 95 mil licencias por trastornos mentales. 

Es de crucial importancia poder solicitar ayuda en el momento oportuno, querer estar mejor es el primer paso, sobre todo cuando los síntomas implican un deterioro en los hábitos, como lo pueden ser crisis de angustia, ideas de muerte, dificultades en el sueño, baja o alta en el apetito, problemas con el control de las emociones, crisis de pareja, entre otros.

Lo importante es buscar ayuda sin generar juicios de valor, permitirnos no estar bien todo el tiempo y desear invertir en manos de especialistas que puedan orientar dicho trabajo de amor propio. De hecho, a través nuestra plataforma hemos evidenciado el alza en las consultas psicológicas, y la posibilidad de poder asistir a una de forma virtual ha naturalizado este tipo de acciones, sin ser visto como una patologización sumamente grave como se creía antes. Cada uno es experto en sí mismo, por lo que sabe lo que necesita.

Rodrigo Figueroa
Coordinador clínico de PsicologiaChile.cl

Relacionados: