• 22/agosto/2011 •

En Chile no se resguarda la libertad sindical

Paulina Ruiz Tapia

Paulina Ruiz Tapiaes secretaria nacional de la Federación Nacional de Funcionarios del Ministerio Público de Chile.
Paulina Ruiz Tapiaes secretaria nacional de la Federación Nacional de Funcionarios del Ministerio Público de Chile.

La dirigenta sindical del Ministerio Público, Paulina Ruiz Tapia, quien lideró las acciones para obtener la primera sanción por práctica antisindical de la administración pública chilena y la presentación de un recurso de queja acogido por la Organización Internacional del Trabajo (OIT), se presenta como candidata al Directorio Nacional de la Agrupación Nacional de Empleados Fiscales (ANEF), formando parte de la lista “VALENTÍA Y CONSECUENCIA PARA DEFENDER TUS DERECHOS”.

En ese contexto destaca que uno de sus objetivos primordiales, precisamente es defender y fortalecer la libertad sindical en nuestro país, dado que Chile cuenta con un altísima cifra de denuncias por prácticas antisindicales y una bajísima tasa promedio de sindicalización que bordea el 11%, en esta lógica podríamos decir que funcionamos laboralmente como un país sin los resguardos necesarios para que se desarrolle la libertad sindical.

De forma general, nuestra legislación no contempla sanciones para quienes ejecutan prácticas antisindicales más allá de multas pecuniarias, y específicamente en el sector público, estás pueden quedar en absoluta impunidad dado que ni el Estatuto Administrativo ni la ley 19.296 sobre asociaciones de funcionarios siquiera las contempla.

Ni el Estado ni el sector privado aseguran que el sindicalismo cumpla su rol de resguardo y obtención de derechos para los trabajadores, un eslabón indispensable para mejorar la distribución de ingresos y mejorar la calidad de vida de los chilenos.

Claramente, no hemos adecuado nuestra legislación para cumplir con en el tratado OIT Nº 87, que trata precisamente sobre libertad sindical y que fue ratificado por el Estado chileno.

La ITUC (INTERNACIONAL TRADE UNION”S CONFEDERATION) en su informe anual sobre violación a los derechos sindícales, correspondiente al año 2010, señala que los CONTRATOS PRECARIOS se han instituido también como práctica antisindical, indicando que las empresas han mantenido la práctica de usar fraudulentamente los contratos precarios para evitar el pago de los derechos laborales y la sindicalización.

La misma entidad señala que en el 2010 en Chile, un millón de trabajadores tuvieron contratos precarios, sin derechos ni seguridad social y solo negoció colectivamente un escuálido 8,3%.

Debido a que los trabajadores subcontratados pueden realizar funciones iguales que los trabajadores con contratos laborales, la subcontratación es una práctica recurrente, pero estos trabajadores y trabajadoras reciben el 40% menos del sueldo que ganan los otros y no pueden ejercer los derechos de asociación, negociación y huelga

Situaciones como las descritas, se relacionan con las frecuentes e instaladas prácticas en el mundo del trabajo, que buscan debilitar e incluso disolver sindicatos, tanto en el sector público como en el privado.

Esta realidad no permite que los sindicatos o asociaciones de funcionarios tengan una fuerza equitativa a la hora de negociar con su contraparte, las prácticas antisindicales han restado fuerza a la voz de los trabajadores, y en definitiva impiden se generen mejoras para la llamada “clase media”.

La propuesta de esta dirigenta y su equipo se hace cargo de la necesidad de aumentar la afiliación y disminuir las prácticas antisindicales mediante la creación de una plataforma abocada específicamente a la defensa de la libertad sindical, contribuyendo así, desde el mundo del trabajo, a lograr los urgentes cambios que demanda nuestra sociedad.

Relacionados: