• 03/septiembre/2019 •

Fintech continúan consolidándose

Con los avances significativos en los sistemas de procesamiento y análisis de datos, la prestación de servicios tradicionales se ha abierto a una nueva etapa en la forma en que estos se prestan. Cornershop, Uber, Airbnb, Spotify, Waze, entre otras, han venido a cambiar alguna parte de la cadena de valor de su respectiva industria, con el consecuente beneficio para los usuarios que esto ha representado.

Cuando existen ineficiencias en los procesos productivos y en los mercados, siempre existirá la posibilidad de generar una innovación. La industria Fintech (Finanzas y Tecnologías) representa una nueva línea de estas empresas, que se centra en las ineficiencias del sistema financiero. Así estas “hormiguitas” han penetrado de tal forma el inexpugnable pilar del sistema, que más temprano que tarde generarán una merma económica significativa a nivel del sistema tradicional. Tal es así, que muchas instituciones financieras tradicionales están comprando estas empresas, a fin de explotar sus beneficios, incluyéndolas en sus procesos productivos.

Pero como nos ha mostrado la economía, alguien paga las ineficiencias y mientras el sistema tradicional siga a ritmo cansino aferrándose a resquicios legales proteccionistas, viendo como surgen nuevas empresas tecnológicas, seguirá pagando sus ineficiencias. Mientras tanto la industria Fintech se consolida a ritmo de Uber corroyendo los cimientos de los antiguos servicios de los “taxis” financieros tradicionales.

 

Eduardo Riveros Concha.
Académico del Departamento Contabilidad y Gestión Financiera de la UTEM.

Relacionados: