• 18/julio/2010 •

La actividad física en los años “dorados”

<b>Alejandra Moffat</b><br>Directora Pedagogía Educación Física Universidad San Sebastián.

Alejandra Moffat
Directora Pedagogía Educación Física Universidad San Sebastián.

Moverse es una condición inherente al hombre. Viene determinado en nuestros genes y ello ha posibilitado la perpetuación de la especie y la evolución humana hasta nuestros días.

Sin embargo, es reconocido que el nivel de actividad física de la población hoy en día dista mucho de la que nuestros ancestros prehistóricos poseían, en que era una necesidad de supervivencia. La revolución industrial contribuyó a que las actividades rutinarias de la vida diaria sean menos exigentes en término físicos y tuvieran cada vez un menor costo energético para la población. Esto ha resultado en que la población actual cada vez se mueve menos.

La reciente Encuesta Nacional de Hábitos en Actividad Física, publicada por el IND señaló que el 86,4% de la población es catalogada como sedentaria, es decir que practica actividad física menos de tres veces por semana y el 70,7 % no practica actividad física.

Por otra parte, la expectativa de vida de la población chilena ha ido incrementando considerablemente (35 años en 1940; 75 años en el 2000). Actualmente existen cerca de 1,7 millones de habitantes con edad sobre los 60 años y se estima que para el 2020 la cantidad será cercana a los 3 millones. En este escenario, en el que la población está viviendo más y por otra parte los adelantos, comodidades y tecnologías del mundo globalizado de la sociedad actual que induce a disminuir los requerimientos de movimiento en la rutina diaria los agentes promotores de la actividad física y la salud, como somos los profesores de educación física, debemos reflexionar sobre los alcances que ésta tiene, abordar con responsabilidad y ocuparnos de disponer de planes de acción que cautiven a la población en la edad dorada para moverse y darle vida a sus años.

Educar físicamente a la población a envejecer de manera activa debe ser un rol fundamental de la educación física. Enseñar los beneficios de la actividad física y el ejercicio regular es una tarea en la que los profesores de educación física deben ser actores principales de promoción de salud a través del movimiento.

Alejandra Moffat Vera.

Publicado: 18/07/2010

Relacionados: