• 22/mayo/2019 •

Medidas definibles

Medidas definibles

Mauricio Gallardo Castro
#Author #Consulting #Business / #BYU#Contents

<b>Mauricio Gallardo Castro</b><br>#Author #Consulting #Business / #BYU#Contents

Mauricio Gallardo Castro
#Author #Consulting #Business / #BYU#Contents

La transición de los modelos de negocio desde lo tradicional a nuevos formatos digitales, tienen bastantes cosas que enseñarnos. Claro que si consideramos la alta sensibilidad de información que todo comercio genera, convengamos que estamos hablando de una mayor preparación desde el punto de vista lógico y metódico. Esto no significa por lo demás que es un asunto puramente de preparación intelectual, más bien, de capacidad y sensibilidad técnica. Con ello, es propio entonces decir que en la esfera de las capacidades, el mayor factor que estará a prueba será el cómo nutrir un equipo de trabajo acorde a este tipo de demanda de servicios.

El realismo que se está jugando este monstruo tecnológico, puede que defina la continuidad de cualquier propuesta económica que quiera adentrarse siquiera a este tipo de adaptación. La jugada es limpia, por cierto, es decir confirma y reconoce la necesidad que hay de negociar con este rubro, y que pone en viva conveniencia comenzar a entender las lógicas del mercado laboral en un contexto totalmente modernizador y menos dado a los tradicionales problemas que son ejemplos del siglo pasado, sin desmerecer por lo demás, el gran aporte que ello fue durante su etapa.

Networking

La probabilidad que existe para no perderse en este camino es altísima, aunque de ello se espera una correcta participación. Sin más, la competencia que este rubro generará a través del tiempo será mayormente dentro de un campo de negociación más bien económica, sino de cómo los futuros proyectos serán presentados para servicios específicos y niveles bien definidos. A propósito de ello, la masificación de información que está y estará disponible para dichos proyectos, correrán una suerte mucho más valiosa, dando por entendido que la asociación del trabajo involucrado deberá ser mucho más sofisticada de lo que hay hasta ahora.

Data

Una moneda de oro, si se quiere dar algún ejemplo de lo que realmente esto significa en cuanto a qué es en el escenario de hoy. La formación de comercio ya está recorriendo un camino de alta velocidad: Dicha analogía comienza a tener sentido cuando se da cuenta en la práctica que la información que involucra entre usuario y proveedor, es a lo menos un creador de información muy útil, sino de gran uso para conocer el tipo de consumo vía plataformas digitales. Lo cierto por ahora es dar el atributo correcto a las organizaciones, ojalá con reglas de control más representativas del presente y futuro, que del pasado inmediato.

Transferencia

Digamos que el mundo no es tan grande como se pensaba, la ironía tecnológica lo está enseñando así. Pronto nos damos cuenta que el comercio en cierta forma se está apoderando, incluso, de nuestros mayores celos, es decir, datos bancarios y todos los servicios que ello ofrece. El límite está definido, pero pronto tendremos que decidir sobre qué entendido elabora sus estrategias ante un eventual desajuste, ya que la defensa por mayor seguridad en esta área convendría mejor detectar responsabilidades de tanto como usuarios y proveedores comerciales.

Protocolos

Los tipos de conversación de hoy son totalmente distintos desde no mucho tiempo atrás, es decir, la capacidad de compra es mucho más amplia, por tanto, las consecuencias de ello son infinitamente mayores desde la mirada de la capacidad de generar negocio de cualquier tipo. Sin embargo, se viene un pequeño problema, es decir, dado que la irrupción comercial como logística es de mucho mayor envergadura, se puede pensar que de cierto modo, también se generan fichas de información muy valiosas para sus proveedores, la pregunta es, entonces ¿qué garantía tenemos como usuarios de que esa información no vaya a dar con otros fines y tengamos que recibir varias inesperadas sorpresas? La respuesta está en los protocolos comerciales, especialmente digitales que si están bien reglamentados y asegurados, esa data no sea eventualmente viciada.

Subscribirse hoy es una especie de contrato digital. Por cierto que de leer tanta información que esto lleva, puede que asuste más y no acoja cómodamente al usuario a propósito de garantías convenidas. Es difícil llevar este punto si tratamos de darle más importancia a lo que se genera digitalmente, más que una útil gestión manual, sea de papel y lápiz. Esta experiencia quizás tenga que ver con un asunto cultural y eso ciertamente se puede resolver a través del tiempo.

La verdad, de todo lo que se expone en estos temas de avances tecnológicos, se puede concluir de momento que, para saber hacer bien las cosas en esto de lo digital, más vale tener bien en cuenta los cuidados y reglas que a ello involucra. De lo demás, el tiempo podría darnos la razón si existen algunos vacíos legales para ver si ciertamente estamos viendo una falencia perfectamente evitable o lisa y llanamente quienes están del otro lado de la pantalla, es decir, proveedores de todo tipo de servicios, finalmente dan a entender su real experiencia al respecto.

 

Mauricio Gallardo Castro
/WebDSign
@mgcconsultingcl

Relacionados: